• Foro de Actualidad: economía, tecnología, sociedad...

    Habla de lo que quieras! 

    Casi un mes después del lanzamiento del iPhone 5, el teléfono que estaba llamado a ser el móvil del año (con el permiso del Samsung Galaxy SIII), no para de recibir críticas incluso entre los más fanáticos de la marca. Personalmente, debo reconocer que nunca me ha gustado la filosofía de la empresa, aunque del mismo modo debo admitir que han sabido crear una imagen de marca única, haciendo que sus usuarios estuvieran dispuestos a pagar más dinero por un producto muchas veces inferior al de la competencia, pero eso sí, tenían la sensación de que eran los más “guais”. Ahora con la desaparición de Steve Jobs, vemos como Apple está perdiendo el rumbo y está empezando a cargarse esta imagen de marca que tan buenos resultados les ha dado.


    Prueba de ello es el iPhone 5, un teléfono que en principio es un buen terminal, pero que no aporta nada nuevo, y presenta “pequeños” defectos muy alejados de la idea de perfección de Jobs, el cual no lanzaba un producto hasta que fuera impecable. Está claro que las prisas por contestar a Samsung con su Galaxy SIII están detrás de este desaguisado.


    La primera impresión que tenemos con este nuevo teléfono es que se trata del iPhone 4S aplastado y con la pantalla más pequeña. Todo lo demás permanece igual (si ya se que es más potente y todo lo demás, pero ¿lo notas?). Es cierto que la resolución de la pantalla retina hace perfectamente legibles los textos aunque sean muy pequeños, pero no es en absoluto cómodo, o por lo menos la pantalla del 4S, resultaba más agradable. Este afán por reducir el tamaño también ha creado serios problemas de fabricación. Foxcom, uno de los fabricantes de Apple, tristemente conocido por emplear a trabajadores en régimen de semiesclavitud (menores incluidos), ha reconocido la dificultad de ensamblar un producto tan fino, lo que ha dado como resultado un producto menos sólido.


    Uno de los aspectos más criticados han sido los nuevos mapas de Apple. Es cierto que en Internet todo se magnifica y todos hemos visto imágenes más que lamentables de dicha cartografía comparada con los anteriores mapas de Google. Estos errores graves no dejan de ser anécdotas, ya que en general no son malos mapas (en un viaje con un amigo y su “flamante” iPhone 5, por Madrid, no tuvimos mayores problemas), pero nadie puede negar que son infinitamente menos detallados que los de Google. Son un producto bueno, pero inacabado, algo que Apple nunca habría incluido en un gran lanzamiento. Por cierto Jobs se habría cargado a alguien si en sus tiempos alguien de la compañía saliera reconociendo que había problemas con un producto y recomendando que mientras se solucionan dichos problemas se usara el producto de la competencia.


    También han llovido las críticas por la nueva cámara, ya que la óptica genera en ocasiones graves aberraciones cromáticas y halos. Parece ser que la causa es el recubrimiento antiralladuras de zafiro incluído. De nuevo la respuesta de Apple es para echarse a temblar: “Aconsejamos cambiar la orientación o el encuadre para evitar estos problemas”. Steve sigue revolviéndose en su tumba.


    Luego tenemos el cambio del tradicional conector de 30 pines por el nuevo lightning. Si tenemos accesorios anteriores nos tocará comprar un adaptador ¡Por 29 euros! Está claro que saldrán adaptadores de otros fabricantes más baratos, pero realmente me parece un atraco a sus antiguos usuarios, cobrar por un adaptador que no costará más de un par de euros casi 30. Con el precio del teléfono, bien podría venir de regalo.


    En definitiva, pese a estar ante un buen producto, no creo que esté justificado pagar los 669 euros que cuesta libre, teniendo por casi 200 euros menos el Galaxy S3, el cual a mi parecer es un producto mejor acabado. Por supuesto los fanboys de Apple estarán encantados (5 millones de unidades vendidas en los primeros tres días), pero de seguir dando bandazos este apoyo incondicional acabará terminando. Actitudes tan ridículas como comprar una funda para tu iPhone o iPad, pero imprescindible que tenga un agujero detrás para que se vea el logo de la manzana serán cosas (afortunadamente) del pasado, y Apple pasará a ser una empresa más.
    Cada 21 de septiembre se celebra el día mundial del Alzheimer, esta fecha fue escogida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Federación Internacional de Alzheimer. Cada nuevo año se organizan campañas para dar a conocer al mundo la enfermedad y difundir información al respecto, se solicita el apoyo y la solidaridad del mundo entero, así como de los organismos oficiales relacionados con la enfermedad.
    El Alzheimer es la demencia más común que aparece en el ser humano. consiste en la pérdida irreversible de las capacidades intelectuales, principalmente la memoria, la capacidad de expresarse y comunicarse correctamente, de organizar la vida cotidiana y de llevar una vida familiar, laboral y social autónoma.
    El Alzheimer conduce a un estado de dependencia total y por último, a la muerte.
    Por eso en una fecha como esta debemos unir nuestras manos y aportar cada quien un "granito de arena" para apoyar en el estudio de esta enfermedad para lograr que su detección precoz pueda ser posible algún día.
    Los foreros debemos ayudar a divulgar todo lo relacionado con el Alzheimer.
    Qué fácil es engañar a la gente tocando la fibra sensible. Vengo desde hace mucho tiempo leyendo artículos sobre el supuesto cambio climático. Y mi conclusión es que no hay nada de nada.


    Para empezar tendríamos que preguntarnos qué significa GROENLANDIA; pues bien, Groenlandia significa TIERRA VERDE. En el año 900 después de Cristo, los habitantes de Groenlandia sembraban trigo en lo que eran praderas y aquello está demostrado porque por aquel entonces ya se podía escribir y hay pruebas al respecto. Hubo en ese momento un cambio climático y los que se quedaron pensaron que sería algo pasajero pero no fue así.


    Hay una serie de datos con los que se manipula. Por ejemplo, el calentamiento de la superficie terrestre es el doble que el de los océanos desde 1980 sin que eso tenga nada que ver en "el calentamiento global", o como por ejemplo,una vaca (animalito con cuernos) contamina más que un coche que recorre 40 km. Como por ejemplo, un volcán contamina más en una erupción, que todos los coches del planeta durante 1 año. Como por ejemplo, el clima se mueve en ciclos de entre 30 y 50 años, sin guardar ninguna relación con los niveles de CO2 en la atmósfera, como demuestra el periodo de calentamiento vivido entre 1800 y 1850, época en la que, obviamente, el CO2 de origen antropogénico era prácticamente cero. Y por último, el hielo en los POLOS no ha disminuido, sino aumentado.


    Lo unico cierto del tema es la influencia de las tormentas geomagnéticas, los vientos solares o las emisiones de rayos ultravioletas.Resumiendo, la influencia del hombre sobre el cambio climático es CASI NULA.


    Podrán enseñarnos fotos del estrecho de Bering que son ciertas y podremos ver como, en efecto, hay deshielo pero no sería otra cosa que volver poco a poco a lo que era hace 900 años.


    En medio de todo este negocio, hay correos electrónicos descubiertos que muestra el complot que hay entre diversos científicos para que el bulo siga en su sitio, por ejemplo chantajeando a la multinacional ESSO.


    Y por cierto... que fue de Robert Algore y sus millonarias conferencias?

    Las universidades de Europa y Estados Unidos examinan con sorprendente insistencia el impacto sobre nuestro estado ánimos de las relaciones e interacciones sociales que se producen en sitios como Facebook, pero hasta hoy nadie había dedicado tiempo a los marginados de esa red social. Sí, esos individuos, que pongan lo que pongan en su muro, son sistemáticamente ignorados por el resto de la humanidad.
    Todos tenemos uno o varios entre nuestros contactos, y hemos visto cómo aún sus post más currados y bien escritos no reciben ni un comentario, ni un Me gusta, ni siquiera una palabra condescendiente. Nada. Es un misterio. No es que sean especialmente antipáticos ni sosos, pero sus estados no interesan a nadie. Aportaría al estudio que hay un punto contagioso en todo esto: Ver que nadie ha reaccionado a su post solo sirve para expandir la indiferencia hacia esa persona.
    Están condenados al ostracismo, y con esa palabra, ostracismo, se refieren los autores de este estudio al estado en que quedan los ignorados en Facebook, un limbo que, según la investigación, desata sentimientos de soledad, depresión y baja autoestima, así como la sensación de que la vida no tiene sentido. Suena patético, pero así lo describe el equipo de psicólogos de la Universidad de Queensland (Australia) que firma la investigación.
    El ensayo consiguió lo que pretendía, ser un poco cruel con los voluntarios que se prestaron como conejillos de India a dar voz a perfiles anónimos de Facebook que publicaban y comentaban los estados de otros, desconociendo que iban a ser ignorados. Al final los psicólogos preguntaban a sus cobayas cómo les sentaba la poca atención que recibían.
    "La mayoría dijeron que se sentían "invisibles". Otros llegaron más lejos al decir que "se sentían menos importantes como individuos y tenían una autoestima más baja después haber pasado por la experiencia".
    Según el estudio el sentimiento de pertenencia a un grupo de amigos, por ejemplo, estaría herido de muerte tanto cuando una persona decide no intervenir en las conversaciones del grupo en Facebook (y pasar a ser solo un mirón) como cuando no recibe respuestas a sus comentarios o actualizaciones en la red social.
    Los psicólogos aseguran que su estudios, como otros anteriores, confirman que todos tenemos una necesidad fundamental de pertenecer a un grupo, a una tribu, o a algo donde seamos aceptados y tenidos en cuenta. Esta necesidad suele ser satisfecha de un modo positivo si la gente nos hace caso en Facebook. En cambio, si a uno lo ignoran el efecto sobre la autoestima es devastador. "Las redes sociales dan a los individuos la posibilidad de reforzar su vida social y de comunicarse con los otros cada vez que quieran. Nuestros hallazgos sugieren que esa comunicación es clave para la pertenencia a un grupo. Cuando se restringen las respuestas y las interacciones, los sujetos ignorados por su grupo, sufren", aseguran los autores del trabajo.
    En otras palabras, Facebook tendrá un efecto positivo en su vida si usted es un usuario activo. Es decir, publica, comenta, interactúa. Si es usted de los que solo miran y no se expone, o si tiene la mala suerte de ser sistemáticamente ignorado, el invento de Zuckerberg solo servirá para convertirle en un desgraciado. Llegados a este punto, lo mejor es que se vaya cuanto antes y pruebe suerte en la vida real.
    Vía: elpais.com
    Qué opináis al respecto? Hasta qué punto está condicionando nuestras vidas?

    Publicar un tema nuevo







    Para enviar o escribir un nuevo tema, puedes hacerlo como invitado rellenando los campos nombre y mail que aparecen abajo.

    Si lo prefieres puedes registrarte, o directamente logarte si ya eres miembro.


    Como invitado